Delira

@deliradelira

Siempre me gustó el olor a polvo y los colores añejos de los papeles que encontraba husmeando en casa de mis abuelos. Así partí reuniendo libros, naipes ingleses y revistas que encontraba en la calle. Muchos libros tienen otros recortes o cartas personales, incluso fotografías olvidadas. Ya en el colegio una profesora de arte nos presentó el collage, técnica que usaría para hacer improvisadas portadas de la revista escolar. Con el tiempo mi familia y amigos se unieron donando sus propios tesoros. En la Universidad volví a encontrarme con el Collage como técnica de representación y un excelente ejercicio para la diagramación, digamos que me quedé pegado con la infinidad de técnicas que podría reunir y darle propósito a mi rumba de polvo y basura. Con el tiempo he ido improvisando y experimentando, casi sin pensar, como si tuviese alguna idea que ni yo entiendo, una especie de impulso, supongo que eso es lo que podría definir como proceso creativo. Yo creo que el collage debe ser intuitivo y fluido, que debe respetar la fragilidad del papel viejo pero no subestimar sus posibilidades.

© 2021 Centro de Estudios del Collage

Todos los derechos reservados pertenecen al autor.
Cualquier reproducción de la obra sin autorización está prohibida.